12 de Octubre día de la Raza

•12 octubre, 2017 • Dejar un comentario

Tierra de conquistadores.
Tumba de emperadores.

Limpio y libre de complejos de culpabilidad y sin remordimientos por la historia más apasionante de la humanidad.
Siempre orgulloso.
¡Arriba España!

22406045_10155766851519730_8472165217694195362_n

Anuncios

España ni se vende, ni se negocia. SE DEFIENDE

•1 octubre, 2017 • Dejar un comentario

“Todo ha de sacrificarse en esta hora al logro de una marcha nacional que garantice la pujanza hispánica. ¿Cataluña libre? ¿Liberada de qué? ¿Del compromiso de colaborar en la grandeza de España? Eso tiene un nombre gravísimo, que hemos de pronunciar con emoción serena: ALTA TRAICIÓN. Y debe castigarse. Estamos seguros de que el pueblo catalán no sigue a su minoría directora hasta el límite extremo de su actitud. Desde luego, los obreros sindicalistas, en magníficas declaraciones, han procurado quedar limpios de toda responsabilidad desmembradora. Es una prueba más de lo que antes dijimos acerca del actualísimo sentido político del proletariado. Quedan, pues, reducidas las apetencias hispanófobas a los núcleos retardatarios de pequeños burgueses y de intelectuales de mirada corta.

El pensamiento de Cataluña, hoy recluido en tan exiguos trechos, realiza una labor bien desgraciada, justificando y excitando los pequeños objetivos. La tradición hispánica, los siglos que sellaron la unidad, las glorias mismas locales de Cataluña, imponían actitudes muy diferentes. Los derechos históricos prescriben todos de un modo inexorable. Y el darles satisfacción, contrariando el espíritu del tiempo, supone inconsciencia suicida.

Al implantarse en España la República, los núcleos catalanes separatistas antepusieron la satisfacción de sus afanes a los intereses del Estado republicano naciente. Sin temer la posible reacción que en el Ejército o en el pueblo españoles pudiera provocar su actitud egoísta, proclamaron el Estado catalán y nombraron su Gobierno. Les bastó una mínima seguridad de que por lo menos en Cataluña se aseguraba el nuevo régimen para desvincularse de lo que aconteciera en el resto de España”.

Ramiro Ledesma Ramos.

m2883032

•30 septiembre, 2017 • Dejar un comentario

“Bienvenidos los tiempos difíciles porque ellos harán la depuración de los cobardes”

J.A. Primo de Rivera

maniiii-620x349

Degrell

•26 septiembre, 2017 • Dejar un comentario

21764873_1955430898068012_764638083903257342_n

https://www.facebook.com/%C3%9Altimo-Basti%C3%B3n-Tradicionalista-1841310846146685/

 

Fuerza y honor

•26 septiembre, 2017 • Dejar un comentario

“Gozan los ánimos fuertes en las adversidades, al igual que los soldados intrépidos triunfan en las guerras.”

Séneca

21765045_1957638307847271_233153066368829796_n

Antifa ja ja ja

•26 septiembre, 2017 • Dejar un comentario

21765072_10209677801934181_3293452568329313482_n

La conquista del estado

•25 septiembre, 2017 • Dejar un comentario

¡Españoles jóvenes! ¡En pie de guerra!. Para salvar los destinos y los intereses hispanos, la conquista del estado va a movilizar juventudes.

Buscamos equipos militantes, sin hipocresías frente al fusil y a la disciplina de guerra; milicias civiles que derrumben la armazón burguesa y anacrónica de un militarismo pacifista.

Queremos al político con sentido militar, de responsabilidad y de lucha. Quizá se asusten de nosotros las gentes pacatas y encogidas.

No nos importa. Seremos bárbaros, si es preciso. Pero realizaremos nuestro destino en esta hora. La sangre española no puede ser sangre de bárbaro, y en este sentido nada hay que temer de nuestras acciones bárbaras.

Vamos contra las primordiales deserciones de la generación vieja y caducada. Esa generación que durante la guerra europea hizo que España cayese en la gran vergüenza de no plantearse en serio el problema de la intervención, al lado de los grandes pueblos del mundo. ¡Guerra a los viejos decrépitos por no ir a la guerra!. La generación maldita que nos antecede ha cultivado los valores antiheroicos y derrotistas. Ha sido infiel a la sangre hispana, inclinándose ante el extranjero con servidumbre. ¡Esto no puede ser y no será!. Hoy hay que emplear el heroísmo dentro de casa.

¡Nada de alianzas con los viejos traidores!. El nervio político de las juventudes no puede aceptar los dilemas cómodos que se le ofrecen. La revolución ha de ser más honda, de contenidos y estructuras, no de superficies. Los viejos pacifistas y ramplones quieren detenerlo todo con el tope de lo tópicos. ¡ Guerra con ellos!. Volvamos a la autenticidad hispana, a los imperativos hispanos. A un lado, el español nuevo con la responsabilidad nueva. A otro, el español viejo con la vieja responsabilidad de sus plañidos y sus lágrimas.

Ramiro Ledesma Ramos

La conquista del Estado (1931)

ramiro3